dentista Alcantarilla

El bruxismo es un trastorno de la mandíbula que se reconoce porque la persona que lo padece aprieta o ‘rechina los dientes’ especialmente por la noche. Se trata de un problema bastante común en niños y adultos que puede tener como consecuencia fuertes dolores de cabeza, de la mandíbula, el cuello o el oído, además de desgastar los dientes, provocar ansiedad, insomnio o incluso depresión.

¿Por qué se produce?

Normalmente este problema se achaca al estrés o a alguna situación traumática, aunque también puede deberse a una alineación inadecuada de las piezas dentales, al tipo de alimentación, la existencia de parásitos en el intestino en el caso de los niños, o incluso a una mala posición al dormir.

¿Cómo se trata?

Tu dentista puede diseñar un protector dental o una férula a tu medida para evitar el bruxismo durante el sueño lo que evitará el desgaste de los dientes y la sensibilidad dental, así como los dolores articulares. Pero además de esto es aconsejable tratar el problema en profundidad:

1. Reduciendo el estrés mediante técnicas de relajación o practicando deporte durante el día

2.Pautando las horas de sueño y tratando de cumplir siempre las mismas rutinas

3.Evitando excitantes como café, té o chocolate por la tarde o por la noche

4.Reduciendo el consumo de dulces y alimentos duros

5.Masajeando la zona para relajar los músculos

6.Bebiendo mucha agua para mantener la boca hidratada.

No olvides acudir a tu dentista al menor síntoma. Cualquier tratamiento de prevención será siempre más leve y sencillo que un tratamiento de un problema desarrollado. Suerte!

Write a comment:

*

Your email address will not be published.