Dentista Alcantarilla

Actualmente algunos sistemas de salud, como el estadounidense o el británico, están poniendo en tela de juicio la conveniencia de usar hilo dental como parte de nuestros hábitos diarios de salud bucodental. Aseguran que sus beneficios no han sido debidamente investigados y demostrados.

En cualquier caso, nosotros seguimos defendiendo su uso ya que el cepillo de dientes no tiene un fácil acceso a todas las zonas de nuestra boca como el espacio entre los dientes donde pueden quedar atrapados restos de alimentos. El cepillo interdental es también una opción muy recomendable para estos casos.

En el caso de optar por el hilo dental debemos tener en cuenta unas pautas a la hora de usarlo ya que puede ocasionar hemorragias en la encía y otros problemas si no se usa con cuidado.

  • En primer lugar, debes conservarlo en un sitio libre de humedad y bacterias. Lo normal es que esté en el cuarto de baño así que debemos guardarlo lejos del wc y, a ser posible, dentro de un armario o cajón para que no le salpique agua y se cree un caldo de cultivo de gérmenes o bacterias.
  • En segundo lugar, debemos llevar mucho cuidado de no frotar el hilo con la encía en ‘movimiento de serrucho’. Es muy fácil que se produzca una hemorragia si frotamos con fuerza. Lo ideal es hacer el movimiento de arriba a abajo o deslizarlo entre los dientes o muelas pero sin llegar a frotar la encía.
  • Por último, nunca reutilices el hilo dental. Podría contener gérmenes de los restos de alimentos que hayas extraído de los dientes. Corta el trozo que vayas a usar y después de usarlo, tíralo a la basura.

Con usarlo una vez al día, preferentemente en el lavado de la noche, será suficiente. Si lo hacemos más veces al día corremos el riesgo de dañar el esmalte o provocar úlceras o pequeños cortes.

Si tienes alguna duda consúltanos, estaremos encantados de atenderte sin compromiso.

Write a comment:

*

Your email address will not be published.